Pablo, mi hijo de 8 años, me ha pedido que le cree un blog. No haremos tal, pero sí vamos a dejar que escriba sobre lo que opina de algunos temas.

Cerrar menú